Casual Day

Jornada en Catalunya. Por la mañana, en labores comerciales y consultoriles en Tarragona y Barcelona. Por la tarde, en el pre-estreno de Casual Day, de Max Lemcke, película que llegará a nuestras pantallas el 9 de mayo, organizado por la APD Mediterráneo con la colaboración de Eurotalent.

Presentar Casual Day, una cinta sobre una acción formativa de “trabajo en equipo” fuera de la oficina, ha sido una lucha personal de Mercé Feixas, Directora General de APD en Barcelona. Es una de las escasísimas obras del cine español que se centra en la cultura, el clima y el estilo de liderazgo en la empresa. Juan Diego, que es un jefe que lleva 33 años al mando (machista, malhumorado, mandón, desconfiado, nepotista, a piñón fijo) provoca que este “casual day” no sea más que una pantomima, en la que cada uno sirve a sus intereses: su segundo, Cholo (Luis Tosar), que siempre hace trampas; los mandados de la empresa (Arturo Valls, Álex Angulo, Secun de la Rosa); los “chicos de ICADE”: el futuro yerno del jefe (Javier Ríos) y la mejor amiga de la hija (Estíbaliz Gabilondo); y el “consultor” (Alberto San Juan), que se limita a cubrir el expediente.

Después de la peli hemos tenido un animado debate sobre la Formación, el Desarrollo y sus sucedáneos. Cuando hay jefatura, autoridad formal (poder), pero no autoridad moral, credibilidad (ejemplo, aprendizaje, ilusión, auténtica camaradería), la empresas se adentran en la “psicología del encarcelamiento” que tan bien han estudiado Zimbardo y otros. Entonces, actividades como el “Casual Day” éste son similares a una condena. El tándem formado por José Antonio (Juan Diego) y Cholo (Luis Tosar) es letal: van a lo suyo, movidos por el estatus, pasando de los demás. No pueden ser un equipo (no hay equipo sin líder ni líder sin equipo), falta la confianza y el compromiso, el nepotismo niega la meritocracia y a la mujer se la utiliza sin ningún respeto. Actividades como el “paint ball” se convierten en juegos absurdos para entretener a los trabajadores.

Espero que a Casual Day le vaya muy bien en la taquilla. Lo merece. De momento, en Barcelona el pre-estreno, con unos 120 directores generales y directores de recursos humanos, fue un exitazo. Gracias, Mercé, por tu perseverancia para presentar esta película.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.