La Nueva Empleabilidad y la “tormenta perfecta” del empleo

Esta mañana hemos disfrutado de un XLDesafío
sobre ‘La Nueva Empleabilidad’ en el Espacio de la Fundación Telefónica,
organizado por Vocento, Human Age Institute e Inserta (Fundación ONCE). Puedes ver
la jornada en Youtube: www.youtube.com/watch?v=2iInnu4ol7c
Ha abierto el evento el profesor Carl
Benedict Frey, profesor de la Universidad de Oxford, que ganó justa fama como
experto de Empleo por su artículo ‘El Futuro del Empleo: ¿Hasta qué punto los
trabajos son susceptibles de Digitalización?’, junto con Michael A. Osborne (17
de septiembre de 2013). Por si no has leído este influyente texto: www.oxfordmartin.ox.ac.uk/downloads/academic/The_Future_of_Employment.pdf  Carl B. Frey nos ha ofrecido una reflexión
sobre el futuro del empleo. Analizando más de 700 ocupaciones, lanzaron la
famosa cifra de que el 47% de ellas están en alto riesgo de desaparecer por ser
automatizados en la próxima década.
Carl Benedict Frey, codirector del programa
Oxford Martin sobre el Futuro del Empleo, fue entrevistado por Iñaki Gabilondo
en su programa ‘Cuando ya no esté’: www.youtube.com/watch?v=_uYjSskje60
y www.youtube.com/watch?v=i-3jXbwDRhc
La civilización persigue dos objetivos opuestos y simultáneos: mantener empleos
y a la vez hacerlos desaparecer. Telefonistas, alumbradores, etc son profesiones
que han desaparecidos; incluso la gente que trabaja en la agricultura lo hace
de forma muy diferente a hace 100 años. “Prácticamente todos los trabajos de
1900 se han automatizado y mantienen su nombre (los que quedan) sobre el
papel”. El profesor Frey insiste en que lo que no podrán hacer las máquinas es
la creatividad, la inteligencia social y las tareas caóticas e irregulares. La
fuerza física, gracias a la automatización, ya no es una ventaja en el mercado
laboral. Si la exposición a los robots hubiera sido un poco más baja (apenas un
2% en el Medio Oeste), Donald Trump no habría ganado las elecciones
presidenciales de 2016.
Posteriormente, mesa redonda moderada por el
periodista Ángel Expósito sobre ‘Una sociedad preparada para el cambio’, con el
bioquímico Pere Estupinyà (dirige el programa de La 2 ‘el cazador de
cerebros’), Jorge Barrero (DG de la Fundación Cotec), Esther García (elegida
por el MIT entre los menores de 35 años) y la DG de LinkedIn Sarah Harmon.
En el acto de clausura, la Fundación
Telefónica (su presidente, César Alierta, no ha podido asistir por una
dificultad personal de última hora), el VP de la Fundación ONCE Alberto Durán,
el Presidente ejecutivo del Human Age Institute y de ManpowerGroup Raúl
Grijalba, el Presidente de Vocento Santiago Bergareche y la ministra de Empleo
Fátima Báñez.   
Ya sabes que vivimos una “tormenta perfecta”
del empleo: aunque, como ha resaltado la ministra Báñez, España está generando
más empleo que ningún otro país en la Unión Europea, conviven un alto desempleo
(especialmente el llamado “estructural”, de personas sin estudios; y un
preocupante nivel de desempleo juvenil), la escasez de talento (un 48% de
posiciones que no se logran cubrir en el mundo y un 38% en España) y migración por
motivos laborales (si bien está cambiando la tendencia en términos netos).
¿Qué tiene “de nuevo” esta Empleabilidad? La
Nueva Empleabilidad se define por:
1. Su dinámica. Ya no sirven estudios “para
toda la vida” (una licenciatura superior, por ejemplo) para lograr un empleo
“de toda la vida”. El Talento es móvil (el talento que no se aprecia se
deprecia), y la Empleabilidad también.
2. Por su naturaleza móvil, la Empleabilidad
depende de la “Learnability”, de la Aprendibilidad. No es lo que sabes, es lo
que vas aprendiendo (a lo largo de la carrera profesional).
3. La Empleabilidad nos obliga a
“reinventarnos” de forma que, por término medio, tendremos hasta once empleos
diferentes a lo largo de nuestra vida (o, si nuestra empresa es lo
suficientemente ágil y nos fideliza con buenos líderes a distintos niveles)
unas once posiciones distintas en la misma organización.
4. La Empleabilidad (el Talento empleable en
el mercado) es complejo. No es sólo preparación. La Empleabilidad se compone de
Capacidad (Aptitud: Conocimientos y Habilidades) por Compromiso en el Contexto
adecuado. Se pierde Empleabilidad por déficit de conocimientos y habilidades,
por una actitud inadecuada, por escaso compromiso o porque no encaja en la
cultura y los valores.
5. La Empleabilidad parte de contar con los
conocimientos adecuados, en un mundo que (en 2020) duplicará la información
cada 72 días. Una aceleración que multiplica por seis la situación actual. Sin
la aptitud necesaria, la actitud queda en poca cosa.
5. Franqueada la barrera de la aptitud, la
Empleabilidad es en un 90%, pura inteligencia emocional: la capacidad de
conocerse (autoconfianza) y de gestionar las propias emociones (autocontrol,
serenidad), de fijarse buenas metas y cumplirlas (orientación al logro) y la
inteligencia social (empatía, influencia).
6. La Empleabilidad requiere de creatividad
(precisamente lo que no pueden hacer los robots). La buena noticia es que la
creatividad se puede (se debe) aprender.
7. La Empleabilidad necesita poner las
mejores energías en el proyecto colectivo (implicación, compromiso,
enegagement) y seguir aprendiendo, que es el verdadero significado de la
palabra “humildad”.
8. Las empresas atraen a las personas más
empleables (el mejor talento) y simultáneamente han de lograr que cada vez sean
más empleables. Por ello, el “Organizational Learnability”, la Aprendibilidad
Organizativa, es la clave de bóveda de las organizaciones ganadoras.
9. Para que la Empleabilidad siga creciendo,
el Liderazgo es esencial. Directivos que son entrenadores de su propia gente,
que inspiran, que integran, que utilizan su imaginación y su intuición para que
sus colaboradores crezcan profesional y personalmente. Sin un modelo de
Liderazgo propio (centrado en los valores corporativos y con comportamientos
observables) el desarrollo de la Empleabilidad en la empresa va a ser muy
dificultoso.
10. La Ventaja competitiva de la
Empleabilidad en la economía colaborativa es la generación de “megasinergias”,
que no son del 10% o del 50%, sino del 500%, como ha demostrado Dave Ulrich en
su último libro, ‘Victory through Organization’. Una empresa centrada en la
empleabilidad de sus profesionales (atrayendo, desarrollando y comprometiendo
el talento) logra que el valor conjunto de la organización sea cinco veces la
suma de los valores individuales de sus profesionales. La tecnología como
trampolín del talento y potenciador del talento colectivo.
La canción de hoy es At Last de Etta James (BSO de Scandal, Temporada Final, capítulo
6): www.youtube.com/watch?v=S-cbOl96RFM
“At last my love has come along/ My lonely days are over and life is like a
song”.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.