Características comunes de un proyecto ganador

He estado viendo en Netflix los 4 episodios de ‘Movies that made us’ (Las pelis de las que estamos hechos).

https://www.netflix.com/es/title/80990849

Se trata de ‘Los cazafantasmas’ (1984), “Dirty Dancing” (1987), ‘La jungla de cristal’ (1988) y ‘Solo en casa’ (1990). Entre las cuatro sólo 6 años de diferencia. Películas muy ochenteras. Proyectos fascinantes que cambiaron las reglas del juego en el séptimo arte. He encontrado entre ellas una serie de elementos comunes que pueden servir para reforzar nuestro Liderazgo:

  • Una idea genial… Todo parte de un buen guión. El de Dan Akroyd, el de Eleanor Bergstein (a la que llamaban “Baby” de joven) , la novela ‘Nothing lasts forver’ (secuela de ‘El detective’) y el de John Hughes (1950-2009). La semilla de lo que podía ser algo grandioso.
  • … que se modifica gracias a un tándem. Akroyd coescribió con Harold Ramis (1944-2014). Eleanor Berstein con la productora Eileen Elchenstein, Jeb Staurt guionizó la novela para ‘La Jungla’. John Hughes y Chris Columbus modificaron alternativamente el guión. La unidad mínima del Liderazgo es un tándem. Se necesitan al menos dos para sacar adelante una empresa portentosa.
  • El director experimentado sin experiencia. Ivan Reitman sólo había hecho ‘Mujeres caníbales’, ‘Los albóndigas’ y ‘El pelotón chiflado’ antes de ‘Cazafantasmas’. Emile Ardolino (1943-1993) había ganado un Óscar por un corto (ninguna película previa). John Mctiernan (1951) era un tipo duro que había hecho ‘Depredador’. De Chris Columbus (1958), ‘Heartbreak hotel’ (un fracaso) y ‘Aventuras en la gran ciudad’. Suplieron con compromiso su falta de experiencia. Quisieron aprender sobre la marcha y lo hicieron.
  • Bajo presupuesto. El de ‘Ghostbusters’, 30 M $. El de ‘Dirty Dancing’, apenas 6 M. El de ‘Die Hard’, 28 M y el de ‘Home Alone’, 15 M $. Presupuestos tan cortos como sus títulos (de una palabra o dos). Nada que ver con las superproducciones de la época. Proyectos que hubo que hacer a toda velocidad. Es cuestión de Talento, no de dinero.
  • Protagonistas valerosos. El trío de Cazafantasmas era originalmente Akroyd, Belushi y Eddie Muprhy; finalmente fueron Bill Murray, Akroyd y Harold Ramis. Funcionó la química entre Jennifer Gray (que no sabía bailar) y Patrick Swayze, que sí sabía, pero estaba lesionado (en la escena final se la jugó el todo por el todo). En ‘La jungla’, Bruce Willis (hasta entonces, actor de TV) fue la décima opción, tras Sinatra, Schwartzenneger, Stallone, Eastwood, Don Johnson, Harrison Ford, Richard Gere, Al Pacino, Robert de Niro… recibió 5 M $ (eso es ponerse en valor). Macaulay Calkin era una apuesta difícil (un niño de 9 años). El/la protagonista tiene que ser un/a Quijote.
  • Los “malos” son importantes. El inolvidable “malvavisco” (marshmallow) gigante de ‘Los Cazafantasmas’. La química entre Joe Pesci y Daniel, los ladrones de ‘Solo en casa’ (ya eran amigos de una peli anterior). Alan Rickman como jefe de los terroristas de la RDA en ‘La jungla’ (su cara de miedo en la última escena de la peli es real). Y atención a los secundarios (pueden destrozarte el proyecto). Si son buenos, como Rick Moranis y Sigourney Weaver en ‘Ghostbusters’, Jerry Orbach (el padre) en Dirty Dancing, Bonnie Bedella (la esposa) y Reginald VelJohnson (el colega policía negro) en ‘La jungla’ o John Heard o Catherine O’Hara (los padres) en ‘Solo en casa’, porque realzan la película
  • La localización, mágica. El parque de bomberos neoyorkino en ‘Ghostbusters’ (y toda la Gran Manzana) como escenario). Catskills, el lugar de veraneo en ‘Dirty Dancing’. El edificio Nakatone de ‘La jungla’ en realidad es en realidad Fox Plaza, entre la Universidad de California y las playas de Santa Mónica. Y la casa de ‘Home Alone’. Forman parte de la película de forma esencial.
  • Un equipazo. En los cuatro casos, el equipo sufrió (y mucho), se rió y disfrutó para hacer juntos algo muy muy especial. Esta experiencia transformó para bien todas y cada una de sus vidas.
  • Disrupción. Cada una de estas películas redefinió su sector: el de los musicales (Dirty Dancing) , las películas de acción (La jungla de cristal), las comedias paranormales (Ghostbusters) y las navideñas (Solo en casa). Fueron millones de detalles los que provocaron que el público, masivamente, conectara con ellas. El atrevimiento de apostar por lo desconocido, no por el continuismo.
  • No pensaron que iban a ser taquillazos, pero lo fueron. Se trata de la consecuencia, no de la causa. La taquilla fue el efecto de hacer algo especial, que el público reconoció como tal. 214’6 M hizo ‘Dirty Dancing’ en la taquilla. 229 M, ‘Ghsotbusters’. ‘Solo en casa’, 264 M $. y 304’7 M $ ‘La jungla de cristal’. Rentabilidades entre 763% (Ghostbusters), el 1.088% (La Jungla de Cristal), el 1.760% (Solo en casa) y el 3.817% (Dirty Dancing).

Mi gratitud a Brian Volk-Weiss (298 créditos como productor) y su equipo por esta serie de documentales.

Por cierto, ¿por qué ‘Die Hard’ (“Difícil de Matar”, pero también una expresión coloquial: “Tardan en irse”, como en “los viejos hábitos tardan en irse”) se llamó en España ‘La jungla de cristal’? Es un misterio. En Italia se tituló Trappola di cristallo; en Francia, Piége de cristal (trampa de cristal, en ambos casos), en Portugal Assalto ao Arranha-Céus (Asalto al rascacielos),  y en Alemania Stirb langsam, (morir lentamente).

La música como lenguaje universal. Hubo pereza musical en ‘La jungla de cristal’ (incluso se utiliza la 9ª de Beethoven por aquello de los terroristas europeos), música de John Williams en ‘Sólo en casa’ con un tema nominado al Óscar, “Somewhere in my memory”

El olvidable ‘Ghostbusters’ de Ray Parker Jr (Who you gonna call?)

y por supuesto ‘The time of my life’, canción final de ‘Dirty Dancing’

Se puede aprender mucho de las grandes películas para hacer grandes proyectos. ¿Tienes el tuyo para 2020?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.