Coaching teleológico, en la ciudad de Gardel, Aquino y El Principito

Segundo día en Tolouse, la ciudad rosa. Ayer nos la pateamos bien. Aprovechando que los lunes los museos están cerrados, paseamos por la plaza mayor y visitamos el Capitolio (Ayuntamiento), el convento de los Jacobinos, la iglesia de San Saturnino, la orilla del río Garona, la catedral, el canal del Midi, el hotel Grand Balcon (donde se alojaba, en la habitación 32, el piloto Antoine de Saint Exupéry y donde posiblemente escribió ‘El principito’)… y hoy la Ciudad del Espacio, el Museo de Saint-Raymond, el convento de los Jacobinos por dentro (con la tumba de Santo Tomás de Aquino) o la casa de Carlos Gardel (que nació aquí en Toulouse, si bien marchó a Buenos Aires a los dos años).

De Gardel, uno de mis canciones favoritas, ‘El día que me quieras’, cantada por el mismo Gardel

Hoy además he probado, en J’Go (plaza de Víctor Hugo, 16) el mítico “cassoulet”, la gran especialidad culinaria local (alubia blanca, confit de pato y salchicha de Toulouse) y hemos pasado por el mejor bar de vinos del mundo (según “The World of Wine”, en los últimos tres años consecutivos: 2017, 2018 y 2019), el Nº 5 Wine Bar, que está en el nº 5 de la calle de la Bolsa: 18.000 botellas de más de 3.800 referencias. Algunas, de más de tres siglos de antigüedad.

Ayer en el avión Madrid-Toulouse estuve leyendo el libro ‘La gran guía del coaching ontológico‘, de Herminia Gomá con prólogo de su mentor, Manuel Villegas (también profesor de la Universidad de Barcelona).

Se trata de un manual muy práctico de este Modelo de intervención. El Coaching teleológico se define como un modelo “centrado en el ser y orientado a un fin”. De lo que soy a lo que quiero ser, de lo que hago a lo que tengo que hacer y de unos resultados a otros mucho mejores. La profesora Gomá emplea para explicar el CT las metáforas del Taj Mahal, del horizonte, del caballo distraído, de la caña de bambú, de Buda de oro y del helicóptero. El coaching teleológico se nutre de las tradiciones occidental y oriental, del existencialismo (Sartre, Heidegger, Ortega y Gasset), del humanismo (Karen Horney, Maslow, Erich Fromm, Carl Rogers y Viktor Frankl), del construccionismo (George Alexander Kelly), de la psicología positiva (Seligman), de las teorías del aprendizaje (Piaget) y del liderazgo (Covey): ser conscientes, ser responsables y ser proactivos.

Me han gustado especialmente las 9 etapas del proceso de cambio personal (o mejor, de transformación) que nos presenta Herminia Gomá:

  1. La persona es consciente de la necesidad de cambio.
  2. la persona admite que tiene un problema (oportunidad de mejora).
  3. La persona identifica el escenario emocional.
  4. La persona identifica el sentido de la transformación.
  5. La persona concreta lo que quiere cambiar.
  6. La persona cuestiona sus creencias y cambia de paradigma (modelo mental).
  7. La persona refuerza las nuevas creencias con nuevos hábitos.
  8. La persona es la auténtica protagonista de la transformación.
  9. La persona generaliza los cambios a todas las áreas de su vida.

Un proceso secuencial con el que me siento absolutamente identificado desde el coaching estratégico.

La metodología del Coaching Teleológico incluye la escucha 4C (Cabeza, Cuerpo, Corazón y Consciencia), la conversa (el diálogo como motor y la pregunta como engranaje) con sus 6 fases (preguntas abiertas), el feedback (que puede ser de 14 tipos), los 10 objetivos del proceso, las 10 competencias del coach, desde estar presente a mantener una actitud de eterno aprendiz, pasando por una escucha empática y plena.

Comparto con Herminia Gomá que como coaches no debemos conformarnos con un cambio de conducta (porque puede haber “efecto rebote”) sino que hemos de ayudar a lograr un cambio de hábitos de forma sostenida. Dicho en román paladino, “que la cabra deje (de una vez por todas) de tirar al monte”.

La profesora Gomá ha creado un modelo propio, el del coaching teleológico, y nos ofrece generosamente una gran gúia, un manual, para seguirlo paso a paso. Mi gratitud por sus sabias aportaciones y por su Master en Liderazgo y Desarrollo Personal (10 ediciones en la ciudad condal, 3 en Santiago de Chile, 1 en Panamá) en el que he tenido el honor de participar en varias ocasiones. Siempre ha sido un disfrute para mí.El coaching teleológico que Herminia defiende y lidera es una magnífica noticia para este proceso de acompañamiento tan rentable.

En honor al Nº 5 Wine Bar de Toulouse y para brindar por ti esta nochebuena, te propongo el tema musical ‘Red red wine’ de UB 40

Joyeux Noël

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.