¿Qué hace tu empresa para “Netflixicarse”?

Ayer fuimos a ver en los Teatros Luchana la función ‘Cuidados intensivos’, una comedia de Yolanda García Serreno y Laura León dirigida por Blnca Oteyza e interpretada por Ángeles Martín, Blanca Oteyza y Paloma Montero. Mar, Sol y Luz son tres hermanas que trabajan juntas como enfermeras en la unidad de cuidados intensivos de un hospital. Desde 1982 (“el año de Naranjito”) a 2012, Repasan las relaciones con sus hombres y con sus hijos, con su madre, sus carreras profesionales… “Creo en la verdad del teatro, en su emoción y en su poder par modificar. Creo que la risa cura y soy una convencida de que toda acción es el resultado del amor o de la falta de él” (Blanca Oteyza). Gracias, Blanca, porque nos has hecho disfrutar en el teatro (El diario de Adán y Eva, Por el placer de volver a verla) y en el cine (El principio de Arquímedes). Gracias, Ángeles, por los más de 30 años de carrera (desde Segunda enseñanza, de Pedro Masó) en cine, teatro y TV. Gracias, Paloma, formada en la danza y a la que recordamos de “Médico de familia”, entre otras. Tres actrices en lo mejor de la vida.

Y después cenita en “La huerta del duque” de la calle Alburquerque. Buena gastronomía española de siempre. Gracias, Mar y Enrique, por dos días maravillosos.

Ayer leí un artículo muy interesante en ‘The Guardian’: ¿La Netflixicación de la Academia es el fin de las clases universitarias?’ https://www.theguardian.com/education/2019/dec/04/the-netflixisation-of-academia-is-this-the-end-for-university-lectures

Durante las recientes huelgas universitarias, el decano de Derecho de la Universidad de Edinburgo les pidió a sus profesores que grabaran sus imparticiones para que los alumnos no perdieran las clases (7 de marzo de 2018). El sindicato (Uniersity and Collge Union) se puso furioso. Según Panopto (el sistema más utilizado), más de 1.000 instituciones académicas en todo el mundo graban más de 100 horas de vídeo cada mes. Es imparable. La vieja idea de “The sage on the stage” (El sabio en el escenario) está desapareciendo a toda velocidad.

Emily Nordman (Universidad de Glasgow), experta en estos temas, considera que las grabaciones en vídeo son un material más, como los libros de texto. Un estudio de la Universidad de Newcastle revela que para tres de cada cuatro estudiantes disponer de las imparticiones online no les impide ir a clase. Y Pablo Charro de la Fuente, de esa universidad británica, considera que ayuda especialmente a los grupos vulnerables”.

Es la llamada “Netflixicación de la Academia”. En más del 80% de las universidades de UK se dispone de tecnología para grabar las clases. Aunque muchos profesores se sigan resistiendo a ello.

En realidad, es la “Netflixicación de todo”, como corresponde a la Era Digital. En los juegos, en la emisión de espectáculos deportivos, en todas las actividades empresariales. Si entras en la web del Human Age Institute, puedes ver contenido multimedia (opiniones de CEPSA, EY, HP, Nueva Pescanova, ABAnca, Schindler) y #TrendingTalentTalks como ‘Los robots nos necesitan’ con el gran Beto Levy y un servidor, Skills Revolution o Digital Leader, así como las últimas lecciones de Simon Sinek o Tomás Chamorro.

Si visitas ‘Aprendemos juntos’ del BBVA y el País, podrás disfrutar de más de un centenar de vídeos de José Antonio Marina, José Manuel Zapata, Sonia Díez, el Mago More, Mario Alonso Puig o Ález Rovira, Ben Zander, Helen Fisher o Carol Dweck.

Si te haces un MOOC (Cursos Gratuitos Virtuales) de las mejores universidades, la mayor parte del contenido son vídeos del profesor que imparte la asignatura.

¿Tu empresa se está “Netflixicando”? ¿Ha entrado en la “economía de la suscripción”, en la relación con “su tribu” (Seth Godin) a través de los medios audiovisuales? ¿Está atrayendo talento (Talent Magnet), generando una experiencia de talento (Talent Experience), promoviendo el aprendizaje (Skills Revolution), la Diversidad (Talent Hybrid Ecosystem) y el liderazgo (Digital Leader) a través de medios audiovisuales, o sigue en las cavernas previas a la digitalización? ¿Perciben, por ejemplo, las nuevas incorporaciones en el “onboarding” o “welcoming” que tu empresa ha dado el paso hacia la Netflixicación?

Más de 150 millones de personas en el mundo cuando llegan a casa ya no encienden “la caja tonta” y esperan a ver “qué ponen”. Eligen su serie o programa favorito, se dejan guiar con curiosidad por lo nuevo, retoman sus preferencias donde las dejaron.

Estamos en la Netflixicación de todo. Si no te apuntas, estás fuera.

“In or Out” de Sandara Park

Un comentario sobre “¿Qué hace tu empresa para “Netflixicarse”?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.