8 superpoderes para Fluir y Triunfar

Damos fin, laboralmente hablando, a la última semana del “invierno de nuestro descontento”.

y lo hago almorzando con un buen amigo, Ignacio Babé, CEO del Club de Excelencia en Gestión, que ha disfrutado muchísimo del éxito del club de sus amores, el Real Madrid. Creo mucho en el Modelo EFQM, actualizado en 2020; las organizaciones que lo practican marcan la diferencia.

Se avecina una semana memorable para recibir la primavera, con un diálogo increíble el próximo martes 15 a las 19 h en el Club Monteverdi entre la Rectora más joven de la Historia de España y experta en Comunicación Política, la Dra. Imelda Rodríguez Escanciano, y el mayor pensador vivo de habla hispana, el filósofo, pedagogo e “investigador privado” José Antonio Marina Torres, con motivo de la presentación del libro ‘Imagen Política. Modelo y Método’. Imprescindible.

En el AVE de vuelta ayer desde Alicante estuve leyendo ‘FLUX. 8 superpoderes para fluir y triunfar ante el cambio constante’, de April Rinne, la “navegadora de cambios” que ha estudiado en Oxford y en Harvard.

¿Quién se ha llevado mi futuro? La autora nos propone, para triunfar en este mundo megaVUCA, cambiar de mentalidad, utilizar la nueva mentalidad para desbloquear ocho superpoderes y aplicarlos para escribir un nuevo guion de nuestra vida, más auténtico y feliz.

¿Cuáles son esos 8 superpoderes para fluir más y mejor?

  1. Correr más despacio. Aminora el ritmo, deja la velocidad de vértigo, no eres “una lista de cosas por hacer”. Optimiza la Presencia. Deja de huir de ti [email protected] Piensa despacio. Evita el FOMO (en inglés, “miedo a perderse algo”).
  2. Ver lo invisible. Tu orientación sociocultural determina lo que ves y cómo lo ves. Comprueba tus privilegios y opciones. Piensa como [email protected] (libre) y no como [email protected] consumidor/a. Observa con detenimiento. Amplia tu visión periférica (panóptica), reevalúa tus intenciones.
  3. Perderse. No es pérdida ni fracaso, sino crecer más allá de la zona de confort, extraviarse temporalmente. Sólo si nos sentimos [email protected] podemos abrazar la incertidumbre.
  4. Empezar con la confianza, porque la desconfianza destruye el genio. El nuevo guion se diseña y se lidera con confianza (en ti, en [email protected] demás, en el futuro).
  5. Conocer lo que es “suficiente” para ti. La tensión de hoy es que nada es suficiente. Pon límites frente a la economía del más (despilfarro) y la psicología del más (ansiedad). Conoce tu felicidad y valórala.
  6. Crear tu portafolio profesional. Una cartera de aportaciones de valor (talentos), intersecciones de aquello que te apasiona, en lo que eres [email protected], el mundo necesita y paga por ello (ikigai). Redefine tu identidad y cuídala.
  7. Ser [email protected] todavía (servir a los demás). Incluye al yin en tu yang: equilibrio dinámico. Estimula tu talento digital (humanidad aumentada) y oriéntate al servicio.
  8. Dejar ir al futuro. Acepta las cosas como vienen. Despierta tu voluntad y preocúpate menos de tus preocupaciones. Sostén el futuro con suavidad.

Un modelo interesante, paradójico, para tomar las riendas de tu vida en tiempos tan convulsos. Más allá de las citas, echo de menos que la autora cite las fuentes, desde el propio concepto de “Flow” (Fluidez, de Csikzentmihalyi, concepto acuñado en 1990, aplicado por Salomé de Diego y Cristina Sagredo en los Juegos de Barcelona y que un servidor aplicó al Liderazgo con los cinco sentidos, ‘La Sensación de Fluidez’, en 1999). No es de extrañar así que el libro no contenga bibliografía, aunque sí elogios de Daniel Pink, Seth Godin o Adam Grant.

‘(No More Tears) Enough is enough’, cantada por Donna Summer y Barbra Streisand, es la canción que te propongo hoy. No más lágrimas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.